28 abr. 2012

En qué se Equivocó Basile...


En agarrar un equipo sobrevaluado, con un público que se dedicó todo un semestre a exigirle lo que ese equipo no podía dar. Confió en los dos "cracks" colombianos, en realidad, un bleff y un buen jugador pero que debería atender sus asuntos de conducta antes que su técnica para no vivir en off side. En fin, en elegir el peor teatro de operaciones para terminar su carrera.

Confió el Coco en su sabiduría. a decir verdad, ya le había fallado su manejo de vestuario en su segunda etapa en Boca y en la Selección. Si, justo su gran virtud, la que le permitió ganar cinco títulos sobre cinco jugados en su primer paso por la Ribera.

Para peor el problema de Teo ya estaba solucionado, el tipo no quería jugar mas en Racing. Insistió, lo llamó, lo trajo de vuelta. Creyó que lo iba a disciplinar. Era imposible. Con Gio le pasó lo que a todos, supuso que le iba a rendir de algo. Tempranamente declaró que no era su Riquelme, que era delantero. No fue ni lo uno ni lo otro, desadaptado al medio, perdiendo apaticamente pelotas increíbles, sin gol, sin asistencia, el mejor Racing del Coco fue sin el 10 en cancha. Pero el colombiano es del paladar del Coco y lo volvió a usar tras el autoultimatum. No le cambió la ecuación. A Hauche no pudo transformarlo en su segundo delantero alla Palacio y tampoco pesó. Lo único que queda en limpio y para el futuro es la salida de Yacob, insostenible por sus actitudes, y la confirmación de Pelletieri, tal vez lo mas parecido a su Gago.

Después viene la destrucción del Coco, dicen que no le gusta trabajar, mentira, al Coco le encanta trabajar sobre el césped. Tanto le gusta que agarró, por amor y por ganas de laburar ese polvorín con una mecha encendida y con los matafuegos vacíos. El es feliz trabajando y normalmente trasmite felicidad a sus planteles.

El Coco labura así, el protagonismo semanal se lo lleva el profe Dibos, él tácticamente, ya no inventará el agua caliente y eso, quien lo va a contratar lo sabe. 4-3-1-2, esa es su fórmula, "la nuestra", no marear al jugador, "hacé lo que sabés", un cerebro que maneje los hilos, laterales que van casi siempre y centrales ásperos, un cinco distribuidor y laterales ofensivos. El problema es que los laterales de Racing no deben atacar, porque apenas pueden defender, los centrales deben ser rudos, pero no generar faltas de medio gol y la bola hay que dársela a un cerebro que, en lo posible, no se caiga en todas.

Debió cambiar? sí. Para mí debió acercarse al Racing del Cholo. El Cholo en Racing, como Falcioni en Boca, comprendió que al arco había que protegerlo, haciendo corta la brecha entre los del fondo y el medio. Las que pasaran, las menos, podían ser controladas por quien quizás hoy sea el mejor arquero de la Argentina. Pero no es el estilo del Coco, y el que lo fue a buscar lo sabía. Lo sabía o no sabe nada de fútbol. Y lo poco que cambió el Coco fue para peor, usando una línea de tres improvisada, por falta de jugadores para cubrir sus puestos de formulario.

Quizás esta salida del Coco sea mucho peor que la futbolera, insisto, no hay material para otra cosa, las calidades individuales de ese equipo están fagocitadas por las personalidades de ese plantel, plantel sobrevaluado y sin espíritu ganador, sin orgullo, sin vergüenza. La salida del Coco es aún peor, porque se va en medio de un escándalo que es un misil en su línea de flotación, un vestuario en llamas, con trompadas y hasta un arma de fuego. Un bochorno que hiere su imagen de piloto de tormenta, de DT jugadorista que entiende la psicología del jugador como nadie. La sensación es la misma que cuando la abuela perdió la mano para el tuco, cuando le pone menos sal, o se pasa con la cebolla.

Lo quemaron? se quemó? se lo llevaron puesto? no lo comprendieron? no lo aprovecharon? no le llegó al jugador? como sea, agarró el club de sus amores para retirarse con la gloria, se fue despellejado en un fútbol que carnea técnicos todos los fines de semana. Mientras, los planteles subsisten, con grandes contratos, grandes deudas y renovados bríos en las primeras horas de gestión del nuevo DT.

Tal vez este fútbol ya no sea el fútbol que vivió el Coco, tal vez este fútbol ya no lo haga feliz.




25 abr. 2012

El Pasquín Delira

El Barcelona eliminado de la Champions, empate de local con penal errado por Messi y, tras un largo dominio de la escena futbolera, el paradigma Barcelona o, mejor dicho, el ciclo Pep, por primera vez en jaque.

Merece tapa? y, merece tapa y contratapa. Merece ser la noticia del día en España, en Argentina y en China. También en Japón que se privará de ver desfilar a las estrellas Barcelonistas en el mundial de clubes.

Pero, para el gran pasquín argentino, no. Para las huestes del señor Farinella merece media tapa, o para ser mas justos, un cachito más de media tapa. El resto es para una nota exclusiva a Almeyda. Un Dt del ascenso. 

La nota se titula, una vez mas, con una chicana al hincha de Boca, "SE TERMINO EL MITO DE LA MITAD MAS UNO". Las falsedades son muchas, muchísimas. Habla del rating del sábado, desconoce los demás, habla de llenar canchas en el interior, que llenan tanto River como Boca, habla de agrandar el Monumental, ese que hace mucho no se colma como en otras épocas.

Pero el pasquín ya no se queda en notas exclusivas llenas de humo expendido por el protagonista sino que trasciende los límites de las buenas constumbres, en este caso incluso publicando una barbaridad que pudieron ahorrarse. La transcribo para no omitir detalles:

El que me levanta la barrera en mi barrio es de Boca y siempre me carga. Entonces, un día pasé y le dije: ‘La próxima vez que vos estés delante de mi auto, te voy a pisar. Y te lo digo en serio: te voy a chocar’. Y él sonrió, pero yo lo voy a chocar de verdad, eh. A mí no me gusta que me carguen porque yo no cargo a nadie. A nadie. Y aunque parezca que soy recontracalentón, la verdad me enojo poco”

Es decir, el señor Almeyda avisa por este popular medio que no tiene en problemas en pisar a un tipo porque lo carga. Hablamos del mismo señor que provocó a una popular entera tras hacerse echar en un clásico, fijate si esa multitud pensara igual que él en la tragedia que hubiera terminado aquella fiesta.

Ni mencionar el oscuro palmarés de este muchacho, cosa que el pasquín omite deliberadamente, capitán del descenso, roja contra Boca en el último superclásico, 5ta amarilla en la primera promoción...cosas todas que hacen entendible que necesite de un espacio tan grande para redimirse ante su público.

El pasquín transcribe, no repregunta. Con la seriedad que los caracteriza dejan pasar la frase:

 “Empezó a ser el de antes porque hay un proyecto, se intenta jugar como se jugaba siempre y otra vez el capital son los pibes del club”.

Sí, la dejaron pasar, no preguntan por qué Cirigliano y Abecasis en determinado momento desaparecieron del equipo. Ni por qué incorporaron tantos números cinco que algunos ni siquiera juegan (se acuerdan del Lobo Ledesma?),  ni cómo fue que Chichizola perdió el puesto, ni por qué Ponzio fue gratis a cambio de un millón de dólares, ni nada.

Tampoco el panfleto entra en consideraciones tales como por qué su equipo no lleva 10 puntos de diferencia en la segunda categoría contando hasta con un campeón del mundo entre sus filas, pero sí le preguntan si sabe a cuánto se fue el kilo de yerba.

He discutido hasta el hartazgo con Pablo Calvari, un payaso a sueldo de Passarella, encargado de tirar bombas de humo constantes que intentan blindar a su jefe después de cada resultado adverso o mas o menos incómodo. Pero al menos se autodefine como un soldado de su jefe y uno sabe a que se enfrenta. Pero estos tipos no, se definen como un gran diario deportivo y se han convertido en lo mismo que un Calvari. Lástima, se seguirán llamando OLE, porque "Por Amor a River" ya está registrado.


24 abr. 2012

La Insólita Tapa de OLE.

Las prioridades, según OLE.
Hace menos de 5 meses si uno preguntaba quién descendía, todos apostaban a que ñuls se hacía un espacio para irse. Por lejos que estuviera de los puestos del descenso, pintaba como insalvable. Una plantilla joven, con mucha presión externa, referentes cuestionados al punto de querer retirarse y una economía flaca que no permitía darse el lujo de reforzar nada. Panorama desolador. Pero, gustos mas, gustos menos, los dirigentes eligieron un DT coherente, un tipo conocedor del club y que se bancó jugársela con lo que había sin pedir refuerzos que cobraran compensaciones multiplicadas por cinco para nuestra economía.

Para sorpresa de pocos ñuls no arrancó del todo bien (4 sobre 12 al término de la 4ta fecha), pero se acomodó y hoy, para gran sorpresa de casi todos, es uno de los dos punteros del campeonato.

Pero parece que algunos se sorprendieron más que otros y algunos ni siquiera se enteraron de esto. Tal vez por ser un equipo del interior, tal vez por reglas de mercado, tal vez por fanatismo del director del medio, OLE hoy prefiere dedicarle la tapa al "jugador - hincha". Ojo, ñuls jugó anoche, no el sábado, vale aclararlo.

GORRO, BANDERA, HINCHA reza la portada y nos muestra a un Cavenaghi con gorrito de popular metiéndose en el debate mas estéril y pueril que pueda deberse el fútbol, si tiene que festejar o no el ascenso a primera, jugando en uno de los 3 ó 4 equipos mas importantes de la Argentina. 

Nada es nuevo en este pasquín, ya casi nada sorprende. Ayer el tema del diario era un rating televisivo en el que supuestamente River se impuso por sobre Boca, sin tener en cuenta diferencias de días y horarios y, dejando de lado, el innegable hecho morboso de cuánta gente mira el luctuoso paso millonario por la B Nacional ( http://www.ole.com.ar/fuera-de-juego/rompo-rating_0_687531535.html ). Sin ir mas lejos, la nota reconoce el hecho que quien se impone normalmente en esta cuestión es el Xeneize, pero para ver otra nota similar hay que remontarse al 12 de Abril cuando sí jugaron el mismo día horario y Boca, entonces, duplicó en rating al equipo del ascenso. De los demás fines de semana, no hay noticias.

Así es este panfleto, que hoy priva al hincha de ñuls de disfrutar no solo de la punta y su noble pretensión al título, sino también de una tapa que destaque el enorme mérito de alcanzar lo más alto con una apuesta a lo genuino, a vivir con lo que se tiene, algo bien diferente a la del equipo que se ensalza, que ha gastado millones en repatriar jugadores sin valor de reventa y postergando la producción propia con el modesto objetivo de salvar la ropa, lo mas importante en la carrera de Cavenaghi, según la tapa de OLE.

23 abr. 2012

No hay un 5 mejor que Yacob?

Yacob, en quizás, su mejor actuación.
A riesgo de equivocarme  como me pasó con Orión, traer a Yacob me parece un error de los feos. El tipo rompe grupos, fue expulsado de Racing (no del Real Madrid, de Racing, que tiene más necesidades que Zulma Lobato) por la dirigencia y por sus compañeros, y viene con las manos vacías a un grupo que se le caen medallas de las manos.

Angelici, por otro lado, llegó al club hablando de la prioridad de las inferiores y sus faraónicos proyectos. Bueno, imaginate quién va a venir a las inferiores de Boca si el club es capaz de traer a semejante fiambre antes que darle prioridad a un pibe que se morfó 10 años en el club soñando con ponerse la de Rattin aunque sea en una copa donde juegan suplentes contra borrados.

Pero lo peor, si hay algo peor, si es que no pensaron en nada de lo anterior, es que la proyección negocio no existe. Al tipo lo traen por 2 meses (si se llega a pagar 200 lucas verdes ya es para hacer una movilización al club) y sin opción y opción no hay porque el representante ya lo ubicó en vaya uno a saber qué club de Europa. Ergo, le hacemos el mantenimiento (entrena con un plantel de primera y hasta por ahí te suma algunas minutos en vez de hacerlo con un selectivo) y el pibe se toma el avión.

O sea, contame dónde está el negocio. Para la institución digo.